Publicacion Articulo Revista Logos

  • Published on
    10-Feb-2016

  • View
    215

  • Download
    0

DESCRIPTION

r3r2

Transcript

La concepcin del mundo en el lenguaje: Wilhelm von Humboldt y Jans- Georg Gadamer

La concepcin del mundo en el lenguaje: Wilhelm von Humboldt y Jans- Georg Gadamer

Nombre del autor: Catalina Nora Barrio(Mail: catalinabarrio@gmail.com

Resumen:

El trabajo que se expone a continuacin, pretende considerar y revivir categoras que an continan en los estudios contemporneos filosficos. Ellas son: el lenguaje considerado como mundo y la relacin entre lenguaje e intersubjetividad en el marco de la comprensin. Para ello, recurriremos a los estudios clsicos tales como el de Ast, Schleiermacher y Humboldt y la recepcin de ello en la hermenutica filosfica de Gadamer. Es preciso, pues, considerar que este trabajo retoma la consideracin del lenguaje como creacin del mundo por parte del hombre. Pues sin cultura, formacin, experiencia y comunidad no hay lenguaje. Este aspecto pragmtico del mismo, nos permite navegar y entender porqu son retomadas y estudiadas en filsofos contemporneos para comprender nuestro lugar en el mundo. Nos limitaremos a considerar la importancia de una Teora del Lenguaje sobre la base de nuestra relacin discursiva con el otro y la fundamental importancia que inspira a Gadamer y al supuesto olvido del lenguaje.Resumen en ingls:

The work that is exposed next, tries to consider and to revivir

categories that still continue in the philosophical contemporary

studies. They are: the language considered like world and the relation

between language and intersubjectivity within the framework of the

understanding. For it, we will resort to the classic studies such as

the one of Ast, Schleiermacher and Humboldt and the reception of it in

the philosophical hermenutica of Gadamer. It is precise, then, to

consider that this work retakes the consideration of the language like

"creation" of the world on the part of the man. Then without culture,

formation, experience and community there is no language. This

pragmatic aspect of the same one, allows us to sail and to understand

porqu they are retaken and studied in contemporary philosophers to

include/understand our place in the world. We will limit ourselves to

consider the importance of a "Theory of the Language" on the base of

our discursiva relation with the other and the fundamental importance

that "forgetfulness of the language" inspires to Gadamer and the

assumption.

I) Introduccin El presente trabajo pretende desarrollar desde el estudio de la metafsica, cmo es posible que sin lenguaje no haya mundo. Humboldt es uno de los exponentes del romanticismo alemn que ha contribuido desde una teora del lenguaje, a manifestar su preocupacin respecto de la relacin lenguaje-mundo. Resulta imprescindible, pues, rastrear el surgimiento de las tesis humboldtianas y su vinculacin con la filosofa kantiana. El giro copernicano que Kant define en la Crtica de la razn Pura, consiste en reconocer la imposibilidad de que el sujeto se trascienda a s mismo. Esto quiere decir, reconocer los lmites de la razn en funcin de nuestras capacidades intelectuales. Este centro que es la subjetividad, domina la conciencia de s mismo, sabe de sus limitaciones y adems, posee conciencia lingstica. Las capacidades intelectuales, pues, son formales e independientes de toda experiencia con respecto al mundo.

Bajo este impacto kantiano en la filosofa romntica, se puede considerar que Kant pretende legitimar los purismos de la razn independientemente de las experiencias histricas de la existencia humana. Precisamente nace con ello, la crtica de Hamann a Kant. Hamann consider que no es posible independizar la razn de la tradicin y experiencia humana. Es por ello, adems, que la razn pura tampoco debera independizarse de un supuesto fundamental y orgnico como lo es el lenguaje. Pues el lenguaje nunca puede ser un instrumento que legitime algn tipo de capacidad, sino que debera ser el fundamento de nuestra capacidad de pensar. Hamann ofrece argumentos slidos y crticos hacia Kant que consisten en tres puntos fundamentales:

1- Las capacidades intelectuales del hombre dependen de la experiencia en donde afecta el lenguaje.

2- Las capacidades son lingsticas y no sensibles como formas puras a priori.

3- El lenguaje es a priori y es contingente en su realidad fctica e histrica. Lo a posteriori, es lo realizado desde el lenguaje y es lo que constituye un determinado lenguaje.

En los escritos tardos de Humboldt sobre una teora del lenguaje, aparecen las primeras preocupaciones respecto al escrito de Hamann y su crtica a Kant. Humboldt se sita en la misma lnea de Hamann en el sentido de que no son posibles los purismos de la razn independientemente de la tradicin, experiencia y lenguaje. Pues ellas son las bases de nuestra racionalidad. Es por ello que para Humboldt tambin, los distintos lenguajes son distintas perspectivas del mundo. Otra de las consideraciones que Humboldt retoma de la crtica de Hamann a Kant se trata de las capacidades del pensar que son fundamento y participan de la formacin de representaciones. Humboldt advierte adems, y siguiendo a Hamann que el lenguaje no parte de los objetos que percibimos, sino que el lenguaje determina el mundo de los objetos. Con ello advierte que: El lenguaje no acta como partiendo de los objetos ya plenamente percibidos. Pues sin lenguaje no habra ante la mente objetos. Hay que aclarar que Humboldt no olvida que sobre la base de estas consideraciones hay un seguimiento de corte kantiano. Pues la base de la racionalidad hay una estructura lingstica y objetiva donde se desprenden todas las funcionalidades del lenguaje y su manifestacin.

Otra de las consideraciones que Humboldt contina en sus estudios sobre el lenguaje es la pretensin de que el lenguaje debe ser una actividad (energeia). Pues el uso del lenguaje en sus producciones concretas, es mltiple y dependiente de la fuerza interior del pensamiento. En esta produccin el lenguaje es: el mbito de comunidad que hace posible la comunicacin. Si bien el lenguaje es una estructura ordenada y organizada, existe una dinmica propia que se manifiesta en el uso segn el mbito o comunidad. Pues no hay que olvidar, que Humboldt capta la realidad y su dimensin social sobre la base de determinada tradicin cultural y social. Sin embargo, rescata tambin la expresividad del lenguaje como fuerza interior y espiritual que abarca una totalidad. Este matiz romntico lo define de la siguiente manera: lo que est vivo en la naturaleza tanto espiritual como corporal es efecto de una fuerza que se despliega bajo condiciones que le subyacen y que no nos son conocidas

Se puede concluir que la dimensin pragmtica del habla interviene dos aspectos fundamentales de los cuales Humboldt se sirve. Uno de ellos es la crtica a la lnea cartesiana de pensamiento. Pues el lenguaje no debe funcionar como un intermediario entre el mundo (objeto) y el pensamiento (sujeto). En segundo lugar y en lo referido a la objetividad, la crtica hacia Kant la cual consiste en tener en cuenta que se pueden mostrar criterios de validez tanto en el plano del conocimiento como en la comunicacin. Pues de ello se trata el reconocimiento de nuestras estructuras prelingisticas con respecto a la comprensin del mundo. La conquista de lo objetivo explicitada por va fenomnica, permite reconstruir en el entendimiento, el alcance necesario por los hablantes de una comprensin intersubjetiva. Humboldt no logra ser muy explcito en este punto ya que la correspondencia entre el mundo y los hablantes se apoya en definitiva en una condicin de posibilidad entre los mismos. La va fenomnica esta siempre por ser conquistada y nunca realizada. Humboldt no da explcitamente una respuesta a esta posible contradiccin que va a ser desarrollada en el siglo XX por Gadamer en su crtica al formalismo en Humboldt.

II) El lenguaje como perspectiva del mundo

Vamos a ver, entonces, en qu se distancia Humboldt de sus predecesores y de qu manera concluye su estudio sobre el lenguaje. Humboldt dice: La diversidad de las lenguas no es una diversidad de sonidos y signos, sino una diversidad de vistas del mundo. La razn y finalidad ltima de toda investigacin lingstica reside en eso. . Los pasos fundamentales que separan su posicin de la tradicin son los siguientes. En primer lugar, el lenguaje no debe ser un instrumento ni usarse como un sistema de signos para transmitir pensamientos prelingisticos que designen objetos independientemente de esos pensamientos. El segundo argumento es el que corresponde a la sistematicidad del lenguaje y a la identidad entre el pensar y el hablar. Siguiendo los pasos de Kant y la crtica de Hamann a ste, Humboldt reitera que la verdadera importancia del estudio del lenguaje radica en la participacin de ste en la formacin de las representaciones. Pues siguiendo la misma tradicin de Hamann, son la experiencia y tradicin las bases de nuestra racionalidad. El tercer y ltimo argumento determina que en la diversidad de los lenguajes hay de hecho, distintas perspectivas del mundo, pero eso no implica que haya una unidad propia y esencial del lenguaje que tenga correspondencia con una cierta apertura al mundo. Y esto para Humboldt significa que: aprender una lengua extraa debera comportar la obtencin de un nuevo punto de vista en la propia manera de entender al mundo y lo hace desde el momento en que cada lengua contiene en s la trama toda de los conceptos y representaciones de una porcin de la humanidad.

Las consideraciones metodolgicas en Humboldt refieren, como muestra la cita, a la consideracin del lenguaje desde una tematizacin material autnoma del mismo. Esto significa que los sentidos diversos del lenguaje responden a una forma interior que se caracteriza por su forma orgnica y dinmica de presentarse. Lo orgnico responde al interior de cada lengua como si ella estuviera orientada segn su conformacin histrica marcando su destino, y la dinmica correspondiente al desarrollo del lenguaje humano y estructura a travs de los tiempos. El lenguaje desde su dinmica, marca lo que para Humboldt afecta al estudio del lenguaje en la filosofa y que es entenderlo no como un producto sino como una actividad (enrgeia): El lenguaje no consiste slo en sus producciones concretas, sino en la posibilidad de obtener otras innumerables . Todorov advierte y aporta al respecto que son formas que Humboldt usa para dar cuenta de lo empricamente observable; es decir la actividad de la cual es producto el lenguaje. Sin embargo, el planteamiento emprico en Humboldt no encuentra cabida cuando piensa al lenguaje como producto y produccin al mismo tiempo: Tampoco la consideracin de lo que la lengua produce confirma la idea de que sta se limita a designar objetos ya percibidos como tales.. La dimensin cognitivo- semntica considera al lenguaje como un sistema de signos que se objetivan y participan de lo intramundano como constitutivo de una actividad o manera de pensar en particular. Siguiendo los pasos de anlisis de Cristina Lafont, la actividad de pensar refiere a la condicin de posibilidad misma de la estructura prelingistica que esta preparada para disputar la autora de la subjetividad vinculadas a la comprensin del mundo. La dimensin comunicativo- pragmtica es la que posibilita renovar y estar abierto a la comprensibilidad de las estructuras que, desde la semntica del lenguaje, nos sera imposible entender. Pues la praxis del habla se hace responsable de: asegurar la intersubjetividad de la comunicacin, en tanto que condicin de posibilidad del entendimiento entre los hablantes.. Pasemos a un anlisis detenido de estas dos cuestiones que marcan los principales argumentos de Humboldt.

La mencin de que el lenguaje es potencia indica que no hay un fin ltimo que legitime la existencia de que el lenguaje es uno y definitivo. Esto quiere decir que Humboldt tematiza la creacin y la constitucin de la actividad en la articulacin del habla. Pero entonces cabe preguntarse cul es la gnesis que hace posible la forma o estructura por medio de la cual creamos y nos comunicamos. Humboldt dice al respecto: la generacin del lenguaje es, desde el primer elemento, un procedimiento sinttico en el ms genuino sentido de la palabra, donde la sntesis crea algo que no exista con anterioridad en ninguna de sus partes. La sntesis genuina del lenguaje es, precisamente, la articulacin y consiste en la comprensin de que la actividad de los sentidos debe unirse sintticamente con la accin interior del espritu donde al fin, la representacin es lograda. Este proceso que se desprende de la fuerza subjetiva hacia el exterior y retorna percibida a la misma formando representaciones sera imposible sin la existencia del lenguaje. Como advierte Humboldt, independientemente de la comunicacin, el habla funciona como condicin de posibilidad del pensamiento: la representacin es entonces trasladar a objetividad real sin, por ello, verse privada de subjetividad.. Esto quiere decir que el fenmeno producido por la articulacin lingstica no podra realizarse sin la sntesis ejercida por una estructura prelingistica que defina la relacin de los objetos con respecto al mundo. Esto es lo que, precisamente, no supo ver Kant en las funciones intelectuales trascendentales.

Continuando con dicha crtica, Humboldt advierte que:No es posible imaginar el origen del lenguaje empezando con la designacin de objetos por palabras y pasando de esto a la integracin de la expresin. En la realidad no es el habla la que se compone de palabras que le preceden, sino que son, a la inversa, las palabras que nacen del conjunto del discurso.

Esta cita clarifica la perspectiva con la que Humboldt se maneja en la argumentacin porque el conocimiento humano, si bien requiere del proceso de receptividad por medio de la sensibilidad como lo habra visto Kant, tambin necesita de la actividad intelectual que de cuenta de la experiencia humana. Esto es lo que llama Lafont la discursividad pura de la actividad humana. Pues slo de este modo es posible que las representaciones se conviertan, para el sujeto, objeto de estudio y que l mismo tenga la capacidad de amoldarlo para alcanzar la objetividad.

Este mbito espiritual e ideal del lenguaje que no deja de ser intelectual, configura el origen de todo lenguaje y que Humboldt en su libro ber Denken und Sprechen desarrolla rigurosamente. La funcionalidad intelectual se plantea, entonces, como motivadora y abierta al mundo y es la que le permite al filsofo prusiano sistematizar la explicacin del origen del lenguaje, tema muy debatido entre los filsofos romnticos. La defensa consiste en entender que el lenguaje siempre presupone la palabra articulada (entendindose por palabra un signo que designa un concepto) unida al estmulo sensible y el sonido de la misma. Esto quiere decir que el lenguaje es condicin de posibilidad de toda experiencia y el que define el carcter constitutivo y abierto al mundo. El giro copernicano del que hablaba Kant, en Humboldt refiere a considerar al lenguaje como constitutivo del mundo y entender, en esa apertura, las condiciones de posibilidad de comprensin como as las condiciones de posibilidad de acceso a lo comprendido (en el mundo).

III) Aspecto pragmtico del lenguaje: la intersubjetividad y la comunicacin

Si bien el estudio del lenguaje en Humboldt ha pretendido tener rigor gramatical y lxico, tambin ha contribuido al estudio de la praxis humana en su vida cotidiana. No hay que olvidar que el filsofo alemn tuvo una fuerte formacin en el aprendizaje de la poltica y la vida en sociedad dejando para el final de su vida los escritos llamados tardos sobre el lenguaje. Cabe destacar, adems, que fue un gran innovador de la dimensin comunicativa del lenguaje y la capacidad de transmitir informacin entre los hablantes. Dicha consideracin la aclara Todorov cuando menciona de Humboldt que: Las palabras no son la imagen de las cosas, sino del que habla. . Esta funcin tpicamente expresiva y propia de la poca romntica, indica una consideracin objetiva del lenguaje que resulta intrnseca a la realidad del mismo.

El lenguaje, entonces, no es objeto observable sino que participa de una actividad y estructura de comprensibilidad propia de los hablantes que participan en ella. Veamos la cita de Humboldt que en sus escritos sobre el lenguaje refiere: sin la permanente conversin en objetividad que retorna al sujeto, callada pero siempre presupuesta all donde el lenguaje entra en accin, no sera posible formar conceptos ni por lo tanto pensar realmente [] en su manifestacin como fenmeno, el lenguaje slo se desarrolla socialmente,

Y ms adelante advierte: Slo en el individuo obtiene el lenguaje su determinacin ltima. Al escuchar una palabra no hay dos personas que piensen exactamente lo mismo, y esta diferencia se extiende como las ondas en el agua [] Por eso toda comprensin es siempre al mismo tiempo una incomprensin.

Este proceso del habla implica que la lengua nunca es esttica, a pesar de su estructura fundamental que hace posible el comunicar. Esto quiere decir que siempre produce, por eso es enrgeia y no ergon como anteriormente se mencion. Siguiendo el estudio de Cristina Lafont, Humboldt est definitivamente inspirado en el modelo de conversacin y en el ideal del dilogo platnico como tambin en descartar la representacin del lenguaje como si fuera un sistema de signos intramundanos. La representacin del lenguaje consiste en entender y comprender el funcionamiento del proceso de comunicacin. Con este rasgo, el lenguaje garantiza la intersubjetividad como tambin su condicin de posibilidad . Uno de los puntos clave que Humboldt toma para argumentar que el lenguaje es comunicacin es la objetividad que hace posible el entendimiento intersubjetivo: a la zona puramente objetiva no puede acercarse el ser humano sino de acuerdo con su modo propio de conocer y de sentir [] la verdad objetiva brota de la totalidad de la fuerza de la individualidad subjetiva. Tal cosa es posible nicamente mediante la lengua. La objetividad slo es posible cuando el sujeto logra que el pensamiento desborde su entendimiento. Ahora bien, esta capacidad slo es posible tambin, en otro que posea la misma capacidad. El logro de Humboldt con respecto a la tradicin siguiendo el concepto de objetividad, borra la dependencia y la egologa cartesiana para ubicarse en una objetividad suficiente, necesaria y dependiente de quienes hablan. La particularidad del lenguaje es que, justamente, es logrado de a dos; por eso es que Humboldt modifica el dualismo cartesiano y se ubica en la condicin de apelacin y rplica en lugar de sujeto y objeto. El hombre es un ser social por naturaleza, y por esa misma disponibilidad es que posee reflexin para organizar y ordenar esa naturaleza. A diferencia de Herder, por ejemplo, Humboldt enfatiza en sus escritos que un ser racional es el que sabe descubrir su naturaleza.

Todo hablar, entonces, descansa en el dilogo (Wechselrede) siendo que me ubico como un hablante transmisor de pensamientos frente a otro, e incluso, que estoy en condiciones de entenderme con otro como si yo lo fuera. Sin este supuesto la relacin entre el pensamiento y el lenguaje no tendra sentido. Humboldt se sirve del anlisis de Schleiermacher para argumentar su a priori del discurso que sirve para la interpretacin entre los enunciados de los hablantes. Schleiermacher parte de la consideracin de que lo primero que adquiere el sujeto es un conocimiento del conjunto y totalidad objetiva del lenguaje. Pues cada objeto singular implica el conocimiento de una totalidad. Este carcter fundamental que Humboldt explica en ber den Dualis consiste en mostrar el radical cambio que necesita la filosofa despus de Descartes. La palabra es la que cobra dinamismo y es el que oye y replica el que ejerce tal dinamismo.

La propuesta gramatical y tcnica de Humboldt consiste en prestarle atencin a los pronombres personales y su funcionamiento. Vayamos a sus palabras:

La palabra tiene, pues, que cobrar esencialidad en su oyente y replicante. Este prototipo de todas las lenguas lo expresa el sistema de pronombres personales mediante la distincin entre la segunda y tercera persona. Yo y l son, en y por s mismos, distintos en cuanto se piensa en uno de ambos [] T es un l enfrentado al yo. Mientras que el yo y el l descansan en la percepcin interna y la externa, respectivamente, al t subyace la espontaneidad de la eleccin.

Pues la eleccin corresponde a una accin realizado en comn. El yo es un individuo que siempre esta enfrentado a otros y este estar enfrentado implica reconocer la esencialidad que significa para Humboldt, entender al lenguaje desde la sociabilidad. De este modo es como se incluye el proyecto totalizador del discurso para la comprensin universal.

Se puede concluir que la dimensin pragmtica del habla interviene dos aspectos fundamentales de los cuales Humboldt se sirve. Uno de ellos es la crtica a la lnea cartesiana de pensamiento. Pues el lenguaje no debe funcionar como un intermediario entre el mundo (objeto) y el pensamiento (sujeto) . En segundo lugar y en lo referido a la objetividad, la crtica hacia Kant la cual consiste en tener en cuenta que se pueden mostrar criterios de validez tanto en el plano del conocimiento como en la comunicacin. Pues de ello se trata el reconocimiento de nuestras estructuras prelingisticas con respecto a la comprensin del mundo. La conquista de lo objetivo explicitada por va fenomnica, permite reconstruir en el entendimiento, el alcance necesario por los hablantes de una comprensin intersubjetiva. Humboldt no logra ser muy explcito en este punto ya que la correspondencia entre el mundo y los hablantes se apoya en definitiva en una condicin de posibilidad entre los mismos. La va fenomnica esta siempre por ser conquistada y nunca realizada. Humboldt no da explcitamente una respuesta a esta posible contradiccin que va a ser desarrollada en el siglo XX por Gadamer en su crtica al formalismo en Humboldt.

IV) La recepcin de Humboldt en la hermenutica de Gadamer.

En la tercera parte de Verdad y Mtodo, Gadamer analiza el estudio del lenguaje de Humboldt visualizando cmo es posible que el lenguaje corresponda a nuestra experiencia del mundo y que de hecho, lo constituya. En primer lugar, cabe aclarar en qu consisten las crticas de la hermenutica gadameriana con respecto a Humboldt. Gadamer advierte que el objetivo de Humboldt ha sido contemplar, sobre la base estructural de la razn, la diversidad de experiencias que el lenguaje humano legitima. Esto quiere decir que la multiplicidad de experiencias que la estructura del lenguaje compone, tiene como objetivo manifestarse en las individualidades. De modo tal que debera existir un nexo entre la individualidad y la universalidad de la expresin humana. Si bien para Humboldt las lenguas dependen de la fuerza interior del espritu humano en su manifestarse, tambin responden a una estructura lingsticamente perfecta a la que se debera aspirar. Con lo cual, las pretensiones de alcanzar esta perfeccin son posibles mediante cualquier medio necesario para develar lo comn entre las diversas lenguas.

Estos argumentos en Humboldt responden a la necesidad del uso infinito de medios finitos. Gadamer critica este supuesto ya que la fuerza espiritual manifestada dependiente de la energa del lenguaje no puede ser la misma en cualquier comunidad. Pues lo que logra Humboldt es continuar los cnones de la metafsica de la Ilustracin precisamente por tratarse de un principio de individualidad para acceder a lo perfecto y verdadero. Gadamer dice al respecto: Humboldt invoca esta fuerza del espritu, como sentido interior de la lengua, para la diferenciacin de la lengua, para la diferenciacin de los idiomas. El camino que sigue Humboldt pues, es pensar al lenguaje desde un formalismo que existe debido al nexo entre lenguaje y pensamiento. La potencialidad del lenguaje responde a una forma que agrupa todo lo pensable desde una capacidad infinita que se ve obligada a travs de esa fuerza espiritual, a manifestarse de diversos modos.

Gadamer manifiesta que Humboldt no deja de ser kantiano en este punto. Pues, Kant se apoya en el presupuesto bsico del racionalismo del espritu humano que, aunque finito, era capaz de conocer con la ayuda de su pensamiento la estructura lgica y regular del mundo. Para Humboldt, el lenguaje concebido como forma responde a la fuerza interior y espiritual que legitima el curso histrico que el lenguaje contiene. Pues para Gadamer, no se puede disociar la forma y el contenido que la experiencia hermenutica de negacin de s mismo hace posible abrirse a otros horizontes. Esta procedencia de no tener en cuenta el contenido que abarca toda manifestacin posible en los romnticos como Schleiermacher y Ast y hasta Hegel, depende de una confusin por parte de stos. Gadamer advierte que en la propuesta hermenutica especialmente de Schleiermacher y que involucra a Humboldt, no se tiene en cuenta la referencia al objeto que constituye el contenido. Lo que predomin fue, ms bien el procedimiento de entender a ese objeto como unidad . Como enuncia Gadamer: Si cada lengua es una acepcin del mundo, no lo es tanto en su calidad de representante de un determinado tipo de lengua, sino en virtud de aquello que se ha hablado y transmitido en ella

Aprender una lengua, para Gadamer, no es ms que ampliar nuestros horizontes que hacen posible toda comprensin. De hecho lo que Humboldt advierte al respecto, es que el lenguaje siempre esta constituido desde la pertenencia a una comunidad lingstica en la cual el individuo crece, se desarrolla y adquiere formativamente, la funcionalidad del lenguaje. La experiencia hermenutica, es adems, el existir del lenguaje porque en l tambin se representa el mundo siendo ste el punto originario de toda existencia humana. Dicho en otros trminos, se parte del presupuesto que, para Gadamer, es el estar en el mundo. La experiencia hermenutica es dejarse captar por lo dicho y es el modo de hacernos libres frente a nuestro entorno.

Otra de las crticas referidas a Humboldt consiste en la relacin del lenguaje y el mundo en su constitucin objetiva. Esto quiere decir, que Gadamer reemplaza la significacin humboldtiana de objetividad por el acuerdo. La elaboracin del concepto de entender consiste no en tomar distancia con las cosas y la relacin entre las mismas, sino en entenderse mutualmente. Puesto que no existen las categoras ni de objeto ni de sujeto en Gadamer, s existe la conversacin que, sobre la base de un acuerdo, solicita la estructura originaria que hace posible entendernos lingsticamente. Pues en una comunidad lingstica lo siempre presupuesto es el estar de acuerdo. Lo que no supo visualizar Humboldt es que esta interpretacin tambin importa a la estructura lingstica. Como Gadamer dice: el lenguaje es por su esencia el lenguaje de la conversacin. Slo adquiere su realidad en la realizacin del mutuo entendimiento. Por eso no es un simple medio para el entendimiento.

Si el entenderse es ponerse de acuerdo, no existe pues, ninguna estructura orgnica que legitime el proceso formativo de las lenguas como lo habra visto Humboldt en sus Escritos sobre el lenguaje. Ms bien, el mundo lingstico propio del hombre es expandir los horizontes y ampliar la mirada del mundo porque sin lenguaje no hay mundo. Presuponer que hay una constitucin lingstica del mundo significa, para Gadamer, experimentar las condiciones que hacen posible la comprensin de la diversidad de perspectivas del mundo. Pues el lenguaje no es como advierte Humboldt, un pensamiento reflexivo dependiente de nuestra naturaleza como humanos, sino un cierto comportamiento que vara segn el mundo en el que vivamos. Como enuncia Gadamer: el lenguaje no es una creacin del pensamiento reflexivo sino que contribuye a realizar el comportamiento respecto al mundo en el que vivimos.

V) Conclusin Se ha desarrollado a lo largo de este trabajo, la relevancia del pensamiento humboldtiano y las distancias y similitudes de Gadamer con respecto a dicho estudio. As pues, hemos considerado desde el estudio metafsico, las conexiones entre lenguaje y razn que legitiman y constituyen el mundo dando cuenta de que el lenguaje es mundo. Siguiendo los estudios relacionados al tema de Tzvetan Todorov, podemos decir que: Homboldt ya no exige del lenguaje que sea una produccin sino que comprueba que es as y pide a la ciencia del lenguaje que d cuenta de ese hecho.

Este pretendido logro de Humboldt se reduce a querer hacer un estudio sistemtico y metdico del lenguaje, el cual explique nuestras estructuras que hacen posible comprenderlo. Con ello, hemos desarrollado una serie de argumentos principales en donde estos principios se apoyan. Pues podemos reducirlo a ciertos puntos fundamentales para mayor comprensin temtica: 1- En Humboldt, la diversidad de vistas del mundo son la experiencia y tradicin sobre la base de nuestra racionalidad.

2- Humboldt plantea que el lenguaje es actividad o produccin del pensamiento.

3- La dimensin semntica en Humboldt es fundamento y explicacin del comunicativo- pragmtica.

4- La intersubjetividad y la comunicacin entre los hablantes para el filsofo moderno, depende de nuestras estructuras internas que hacen posible toda comunicacin.

5- Y por ltimo, Humboldt se ve obligado a romper con las categoras cartesianas de sujeto y objeto para ubicarse en las categoras dinmicas de hablante y oyente.

Con estos puntos fundamentales, Gadamer establecen una reivindicacin de este modo de pensarnos en el mundo. La perspectiva de este filsofo y en contra de Humboldt, es entender que el lenguaje resulta ser una condicin ya dada dependiente de una cierta predisposicin entre los hablantes. Adems, la constitucin lingstica del mundo presenta rasgos que corresponden a la conciencia sometida a una historia efectual que hace posible nuestras posibilidades de conocimiento . Siguiendo el punto de vista gadameriano, el romper con la tradicin cartesiana o cnones de orden subjetivo u objetivo, significa admitir el historicismo de los hablantes como garanta de comprender la tradicin de cada uno de ellos. Esto significa, advertir que las categoras de objetividad y formalidad en Humboldt deben reemplazarse en la medida en que tengamos conciencia de que toda comprensin debe ser necesaria para la interpretacin.

Lo ms importante de destacar es que la tradicin romntica en general nos ensea la preeminencia del sentido de una palabra y con ello, el modo de manifestacin de ese sentido que, tanto en Schleiermacher como en Humboldt, es la expresin. De este modo, todo entendimiento del lenguaje se reduce a la comprensin del mismo. Este presupuesto moderno conduce a pensar que el lenguaje es tambin asumir y hacer consiente el proceso totalizador de lo que se dice. Siguiendo a Jean Grondin: La razn postkantiana, cuya pretensin de conocimiento haba sido problematizado, se ha vuelto fundamentalmente inestable por haberse dado cuenta del carcter limitado[] pues hay que partir del primado universal del malentendido, Esta implicacin del entender es efectivamente universalizable .

Esta universalizacin es responsable de la construccin de sentido que le pongo a una cosa. Sin embargo, no se trata del mismo sentido del que habla Gadamer porque hay que reconstruir de hecho lo que se muestra cargado de sentido. Esta explicacin es un ida y vuelta que corresponde al modelo comprensor. Esto quiere decir que los cnones y estructura interna en Humboldt no son garanta para la comprensin singular y que se necesita por ello, reconstruir lo universal Es decir que hace falta significar de qu se tratan nuestras estructuras que hacen posible toda comprensin. Este modo de pensar es el ms lcido ya que da un giro radical en la hermenutica contempornea, precisamente porque la pragmtica o singularidad es fundamento y reconstruccin de la semntica o universalidad.

Hemos visto que las pretensiones radicales de Cristina Lafont con respecto al anlisis humboldtiano del lenguaje, no inducen a pensar que el modo de constitucin del mundo es enfatizar esa singularidad cuyas condiciones prcticas en un modelo de conversacin fundamentan y son sostn de toda argumentacin terica al respecto. Por ello, es que Grondin advierte que: Se puede considerar el lenguaje de dos maneras: por una lado, el lenguaje que hay que interpretar en cada caso es un segmento de la totalidad del uso lingstico de una comunidad dada. Porque toda expresin del lenguaje se rige por una sintaxis preestablecida o por el uso . De este modo es que el modelo comprensor funciona. Y como aclara Humboldt, legitima la productividad del lenguaje en el uso.

Como se ha nombrado anteriormente, Gadamer rehabilita un modelo de conversacin que en su aplicacin orienta el entendimiento. Como argumenta Gadamer: el entendimiento en la conversacin no es un mero exponerse a imponer el propio punto de vista, sino una transformacin hacia lo comn, tras la cual ya no se sigue siendo el que se era. Pues la reconstruccin de la experiencia del t que vimos en Humboldt, se define en Gadamer como una experiencia de reconocimiento del otro porque siempre, desde el reconocimiento est presupuesta la solidaridad. La posibilidad comprensora de un t es admitir una actitud objetivista tematizada como experiencia hermenutica. Desde esta perspectiva, reconocer al otro es detectarlo en pertenencia a una tradicin y hacer posible las condiciones que el entendimiento contiene.

As pues, hemos desarrollado la importancia del pensamiento de Humboldt en la hermenutica filosfica contempornea para revivir categoras en el estudio del lenguaje. As es como citas de Verdad y Mtodo, en lo que corresponde a la tercera parte de esta obra, resultan similares, crticas y explcitas a la obra de Humboldt. Pues lo comn y radical tanto de Humboldt como de Gadamer consiste en ver que: Lo que se trata de comprender es el sentido de algo que se dice, es decir lo otro o lo pensado que se manifiesta en la expresin.

A modo de conclusin, podemos enunciar que el inters de Humboldt que deja como legado, es el diseo de un mtodo lingstico capaz de aplicabilidad emprica. Pues la relacin que fundamenta este argumento es pensar en no disociar la esencia del lenguaje y la humanidad. Esta bsqueda es la que resulta interesante en materia de un estudio del lenguaje ya que por un lado el ncleo de todo lenguaje reside en comprender la diversidad del mismo. Y por otro lado, aprender de los conceptos su unidad a travs de la generalidad que el lenguaje contiene como condicin. Estas funciones del lenguaje son las que permiten reflexionar sobre el mismo satisfaciendo sus objetivos. Bibliografa:

Duque, Flix, Historia de la filosofa Moderna: la era de la crtica, Madrid: Akal, 1998. Gadamer, Jans-Georg, Wahrheit und Methode, J.C.B Mohr, Tubingen, 1975 [ Tr. Verdad y Mtodo, Salamanca: Sugueme, 1977] Grondin, Jean, Introduccin a la hermenutica filosfica, Barcelona: Herder, 1999. Jean Grondin, Introduccin a Gadamer, Barcelona: Herder, 2003 Heidegger, Martn, Ser y Tiempo, Chile: Universitaria, 1997 Humboldt, Wilhelm von, Escritos sobre el lenguaje, Barcelona: Pennsula, 1991 Humboldt, Wilhelm von, Sobre la diversidad de estructura del lenguaje humano y su influencia sobre el desarrollo espiritual en la humanidad, Barcelona: Anthropos, 1990 Humboldt, Wilhelm von, Schiriften zur Sprachphilosophie, vol.3, Berln: Darmstadt, 1979 Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, Madrid: Visor, 1993 Todorov, Tzvetan, Teoras del smbolo, Venezuela: Monte Avila, 1991( Profesora en Filosofa de la Universidad Nacional de Mar del Plata.

Humboldt, Wilhelm von, Escritos sobre el lenguaje, Pennsula, Barcelona, p. 15.

bid. p. 13

Humboldt, Wilhelm von, Sobre la diversidad de estructura del lenguaje humano y su influencia sobre el desarrollo espiritual en la humanidad, Antrophos, Barcelona,1990, p. 30.

bid., p. 54

bid., p. 83.

bid., p. 13.

Todorov, Tzvetan, Teoras del smbolo, Monte Avila, Venezuela, 1991, p. 242.

Humboldt, Wilhelm von, Sobre la diversidad de estructura del lenguaje humano y su influencia sobre el desarrollo espiritual en la humanidad, op. Cit., p. 82.

Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, Visor, Madrid, 1993, p. 36.

Humboldt, Wilhelm von, Sobre la diversidad de estructura del lenguaje humano y su influencia sobre el desarrollo espiritual en la humanidad, op. Cit, p. 473.

bid., p. 161.

bid., p. 98.

Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, op. Cit., p. 38.

bid., p. 41.

Todorov, Tzvetan, Teoras del smbolo, op. Cit, p. 245.

Humboldt, Wilhelm von, , Sobre la diversidad de estructura del lenguaje humano y su influencia sobre el desarrollo espiritual en la humanidad, op. Cit., p. 77

bid., p. 98.

Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, op. Cit., p. 55

Humboldt, Wilhelm von, Escritos sobre el lenguaje, op cit., p. 54.

Schleiermacher, Friedrich Daniel E., Hermneutique, Les ditions du Cerf, Pars, 1987, p. 100-150.

Humboldt, Wilhelm von, Schiriften zur Sprechphilosophie, Darmstadt, Berln, 1979, p. 12-14.

Crf. Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, op. Cit., p. 62.

Gadamer, Hans- Georg, Verdad y Mtodo, Sgueme, Salamanca, 1977,p. 528.

Grondin, Jean, Introduccin a la hermenutica filosfica, Herder, Barcelona, 1999, p. 104.

Grondin, Jean, Introduccin a Gadamer, Herder, Barcelona, 2003, p. 98.

Gadamer, Hans-Georg, Verdad y Mtodo, op. Cit., p. 325.

bid., p. 530.

bid., p. 535.

bid., p. 539.

Todorov, Tzvetan, Teoras del smbolo, op. Cit., p. 242.

Lafont, Cristina, La razn como lenguaje, op. Cit.,p.114.

Grondin, Jean, Introduccin a la hermenutica filosfica, op. Cit., p. 112.

bid., p. 110.

Gadamer, Hans- Georg, Verdad y Mtodo, op. Cit., p. 384.

Grondin, Jean, Introduccin a la hermenutica filosfica, op. Cit., p. 110.